Seleccionar página

La invitación de boda es lo primero que verán vuestros invitados sobre el  enlace. De ahí que el color, la diversión y por qué no, la elegancia estén presentes.

Todo suma a la hora de tener una boda de 10.

Seguro que sois una pareja que no se conforma con cualquier cosa. No os conformáis con que algo quede correcto o bien, sino que os gusta innovar. La creatividad es super importante y más todavía si os vais a casar.

Cada detalle tiene que estar cuidado al milímetro para que el día de boda salga todo fenomenal, pero también que sea divertido y diferente.

Lo clásico está bien, pero no es para todo el mundo.

La invitación es la carta de presentación de vuestra boda. De ahí que sea tan importante porque vais a dejar entrever qué va a ocurrir el día B.

Si sois de los que basáis vuestra complicidad en la risa, necesitáis una invitación de boda que os identifique.

Apostar por la originalidad.

El buen humor es un estado de ánimo, una forma de vivir. Cada broma y cada carcajada forjan también una historia de amor.

Ahora es cuando llega el turno de la creatividad y las invitaciones de boda no van a ser menos. Olvídate de la clásica tarjeta en un sobre. Hoy en día hay un millón de posibilidades: acuarelas, comecocos, medicamentos, viajes…

¡Casi todo es posible! Es vuestro día especial y tenéis que mimar cada detalle. Solo así el resultado será el que deseáis.

Hay varias opciones a la hora de realizar las invitaciones.

Podéis comprar un diseño ya hecho, contratar los servicios de un diseñador o una empresa especializada o incluso hacerlo vosotros. La última opción es más trabajosa pero el resultado será de lo más personal y estará lleno de cariño. Los invitados lo valorarán un montón.

Lo que sí hay es un sinfín de ideas para que os inspiréis y crear el diseño que más os apetezca. Eso sí, recordad que deben ir acordes al estilo de vuestra boda.

Llegados a este punto, tenéis que pensar en lo que más os gusta y lanzaros a la piscina sin flotador.

Lo más loco y descabellado siempre es una buena opción.

Hay parejas que convierten su boda en su película favorita con detalles que hacían del enlace algo mágico. Otros prefieren hacer un homenaje a la naturaleza a base de flores y plantas también en la invitación. Un plano de metro de lo más amoroso, una maleta que no solo sirve para ir de viaje, el juego de la oca y, como siempre, hay quien reinventa los clásicos, que nunca está demás.

Os dejamos con algunas ideas de lo más originales:

Viajeros al tren

Una invitación con forma de maleta, o un billete de tren como si fuera el viaje de Harry Potter.

Si os conocisteis en un viaje o sois unos apasionados del turismo, seguro que una invitación que recuerde a algo relacionado con ese lugar especial o con el trasiego de un avión, un tren o un viaje en globo, puede ser una idea divertida para una invitación original de boda.

Una línea de tiempo

¿Hay algo mejor que resumir vuestra historia de amor en vuestra invitación de boda? Seguramente no. Ahora toca elegir el estilo.

Seguramente te aconsejarán a la perfección en Egus in Love. Puedes escoger sus estampas dibujadas a mano con acuarelas o lápices de colores. Luego digitalizan la creación y voilá… vuestra invitación de boda está lista.

Juega al Monopoly

En esta ocasión no gana la banca, sino que ganan los novios. Si os gustan los juegos de mesa esta es vuestra mejor opción.

O podéis elegir algún otro juego y que despierte una carcajada en los invitados cuando lo reciban.

Foto: tusdetallesonline.com

Pasaporte al amor

Si lo vuestro es viajar pero no os convence la maleta ¿Qué tal un pasaporte?. Echa un ojo a los servicios de Marfil y déjate sorprender por un estudio de papelería creativa.

Tienen un montón de tipos de papeles y sobres para crear un diseño exclusivo y contentar a los novios más exigentes.

Flores son amores

Flores pintadas combinadas con una cuerda o flores secas y un sobre. Sencillo, práctico y efectivo. Todo esto bien lo saben en La Wachishop, que además de hacerte una invitación preciosa te ofrecen regalos y una decoración ideal para el día de tu boda.

¡Te ha tocado la lotería!

Bien es sabido que el amor y el casarse es una lotería ¡Pues a contarlo en la invitación! Qué divertido, de verdad…

Una boda de cine

Todos tenemos una peli favorita, pero hay quien lo lleva al extremo y hace hasta una boda temática. Sea o no vuestro caso, si sois unos cinéfilos empedernidos esta invitación de la Pajarita Pájara es ideal para vosotros  ¡Qué la magia del celuloide inunde vuestra boda!

La cinta de cassette

Podéis dar muestra de vuestro amor rememorando los tiempos de las cintas de cassette y el famoso walkman. Seguro le sacáis una sonrisa tierna a más de uno. No hay nada como la nostalgia para acertar de pleno.

Foto: todoinvitacion.com

Un globo

Va a ser verdad eso de que hay aires de boda… ¿por qué no invitar a la gente regalando un globo? Una vez que lo inflen descubrirán toda la información sobre el enlace ¡Más original no puede ser!

¡Rasca y gana… una invitación de boda!

Sería genial poder grabar la cara que se les queda a tus invitados cuando reciban esta invitación.

Lo mejor es que adjuntes una moneda para rascar para que descubran los datos del enlace. Una idea fantástica sin duda.

Una lata de conservas

Puedes hacer un guiño a la clásica frase comerán perdices u optar por un texto que hable de dos bonitos (enlatados).

Cuando tus invitados abran la lata se encontrarán con toda la información sobre el día de además de una bolsita de arroz. Práctico, original y divertido ¿Cómo lo veis?

Foto: todoinvitacion.com

Una invitación solidaria

La Asociación Española contra el Cáncer, las narices de payaso de Clownrisas, Clown Social o Unicef son algunos ejemplos de cómo hacer una invitación preciosa tanto en el contenido como en la forma. Atrévete a aportar tu granito de arena con los que más lo necesitan también en tu boda.

En definitiva, vuestros invitados tienen que saber de antemano con qué tipo de boda se van a encontrar. La mejor manera es realizar una invitación acorde a vuestros gustos y personalidad. Cuanto más divertida y original sea más ganas tendrán de pasarlo bien en vuestro enlace. No os cortéis y usad la imaginación para diseñar una invitación inolvidable.

Puedes inspirarte también con: