Seleccionar página
¿Merece la pena registrarse en un portal de bodas? Conoce las ventajas

¿Merece la pena registrarse en un portal de bodas? Conoce las ventajas

Tener presencia en una web exclusiva de tu sector es importante, sobre todo cuando el público al que te diriges es joven y tiene planes de boda.

Este tipo de portales son muy útiles para los novios porque en ellos encuentran a los proveedores que necesitan para el gran día y les permiten ahorrar tiempo en la organización de todo lo relativo al evento.

Pero sin duda, como negocio las ventajas de registrarte en un portal de este tipo son grandes, teniendo en cuenta que el 91% de las personas que van a casarse recurre a Internet a diario para informarse sobre algo relacionado con su boda.

Las redes sociales, los anuncios y campañas, la suscripción a boletines de noticias, la participación en ferias, certámenes o sorteos es muy habitual.  E igual que es útil acudir a una feria de bodas para darte a conocer, es efectivo aparecer en estos buscadores.

Y está claro que, si quieres vender, el marketing digital es tu gran aliado.

Porque, ¿para qué limitarte a las personas que pueden acudir a tu negocio físico solamente si puedes captar novios de cualquier lugar del mundo a través de la red?

Sea cual sea el tipo de empresa que tengas, ya seas una wedding planner, un fotógrafo o tengas un hotel para celebrar eventos, te interesará estar presente en un portal de bodas.

Ventajas de estar en un portal de bodas

Más visibilidad

Si no te conocen, es imposible que te llamen para concertar una cita o una visita.

Y muchas veces, aunque creas que todo el mundo sabe de tu existencia, te sorprendería saber que hay miles de potenciales clientes ahí fuera que ni siquiera han oído hablar de ti.

Estar es un portal de bodas, sobre todo si tiene muchas visitas, te proporcionará visibilidad. No solo en tu zona de influencia sino en todo el planeta.

Y teniendo en cuenta la cantidad de novios que recurren a estos portales para buscar proveedores e información, las posibilidades de que te llamen o soliciten un presupuesto son grandes.

Cercanía con tu público objetivo

El contacto directo con tu audiencia es lo que marca la diferencia con tu competencia. La relación a través de un portal de bodas con los potenciales clientes es un punto más a tu favor además de la que puedes establecer a través de las redes sociales.

Tu público está en esas webs y a la hora de solicitar un presupuesto o contactar contigo, cuanto más se lo facilites mejor.

La comunicación debe ser bidireccional y en estos espacios, los novios tienen la oportunidad de acercarse a ti o a tu negocio.

Te ayuda a posicionarte

A la hora de hacer una búsqueda en Google, los novios obtienen cientos de páginas de resultados y la tuya puede que ni siquiera aparezca.

Como sabes, el posicionamiento en la red es clave para que te encuentren y teniendo presencia en un portal de bodas es una manera de mejorar tu SEO (posicionamiento orgánico).

De hecho, puede que ni tengas página web o perfiles en redes sociales, pero si estás registrado en uno de estas páginas de bodas, encontrarán tu negocio tanto los que lo busquen directamente como aquellos que lo hagan por casualidad.

Estás al día de tendencias

Conocer las últimas tendencias en bodas, lo que los novios buscan, lo que más les gusta, las opciones por las que se decanta tu público objetivo a la hora de escoger el servicio que tú ofreces o el producto que vendes es muy útil.

Porque si no estás al tanto de las novedades del sector, te quedarás a la cola.

La presencia en un portal de este tipo te ayudará a mantenerte informado, encontrar ideas para mejorar tu negocio fijándote en lo que más demandan, así como en otras tendencias que encontrarás en la revista o blog del sitio web.

Promoción gratuita de tu empresa

Encontrarás diferentes portales y lo recomendable es que estés en todos los que puedas. Pero, sobre todo, aprovecha los registros gratuitos.

Hay empresas que no te permiten entrar si no es con un paquete de pago, que suele ser anual, y en esos casos deberás de valorar si te conviene la inversión en este momento o prefieres tantear primero su utilidad con la opción más básica.

En otros casos, como bodaeventos.es tienes la ventaja de que el registro gratuito incluye bastantes opciones y te da la visibilidad que no tendrás en otros más numerosos, donde hay tantos proveedores por provincia que, si no pagas, prácticamente pasas desapercibido porque te dejan en las últimas páginas.

En realidad, todo son ventajas especialmente en el caso de los portales de boda que no implican coste.

Pero incluso los de pago merecen la pena, porque la inversión la recuperas con uno o dos clientes que te salgan al año, en función del precio de tu servicio-producto.

Si quieres aprovechar estas ventajas y empezar a descubrirlas, solo tienes que probar y registrarte en alguno de ellos durante unos meses.

Quizás puedas inspirarte también con: 

 

Los cursillos prematrimoniales pueden ser entretenidos. ¡Disfrútalos!

Los cursillos prematrimoniales pueden ser entretenidos. ¡Disfrútalos!

Si vais a casaros por la iglesia, ya habréis oído hablar de los cursillos prematrimoniales.

Su finalidad es acercaros a los principios de la religión católica tratando temas relacionados con el sacramento del matrimonio. En ellos se habla de la relación entre la pareja, sexualidad, respeto, la familia y todo lo que encamine a la pareja un camino espiritual.

Dicho así, puede abrumar un poco y muchos novios, intentan huir de estos cursos y buscar la manera de evitarlos o “quitárselos” de encima cuanto antes.

Pero no debéis ir con esa opinión previa, porque os sorprenderéis para bien.

Aquí te contamos todo sobre estas lecciones presenciales y cómo aprovechar el tiempo que duren sin que se hagan eternos sino todo lo contrario.

 ¿Son obligatorios los cursos prematrimoniales?

Sí. Es un trámite que la iglesia impone para las bodas religiosas que debéis pasar unos meses o semanas antes de la fecha de la ceremonia.

En realidad, solo tenéis que asistir a las charlas el tiempo establecido y después recibiréis un certificado de asistencia. Así es que, en ese sentido, no os preocupéis que nadie os va a examinar ni nada por el estilo.

Es un mero trámite que hay que pasar y algunas parejas disfrutan más de lo que esperaban.

¿En qué consisten los cursos prematrimoniales?

Son sesiones de un par de horas normalmente o más si son intensivos de varios días en las que se habla de todo un poco.

Las charlas las imparte bien un párroco o matrimonios que llevan muchos años casados y que os cuentan su experiencia a lo largo de la vida matrimonial. Siempre en grupos con otras parejas.

Al principio, estaréis más cortados si no conocéis a nadie, pero poco a poco os iréis abriendo al grupo y resulta bastante entretenido.

Dependiendo del lugar, se organizan tareas en grupo o reflexiones individuales para compartir con el resto que os ayudan a tener una visión más clara de lo que viviréis en los años futuros en vuestra relación de casados.

¿Cuánto duran los cursos prematrimoniales?

La duración dependerá de la modalidad elegida y también de los organizadores. Los hay que se imparten en varios fines de semana durante un mes, otros que son todos los días de lunes a viernes una hora y otros se concentran en un solo fin de semana, pero de forma intensiva.

Tendréis que buscar aquellos que más os convengan por disponibilidad horaria y también por movilidad, porque podréis desplazar donde queráis para realizarlos.

¿Dónde podemos hacer los cursillos prematrimoniales?

Lo ideal sería que los hicierais en vuestra localidad de residencia para que sea más fácil, pero no siempre es posible.

De hecho, si vivís en ciudades distintas o no tenéis tiempo entre semana para desplazaros o asistir a las clases, podéis buscar uno intensivo en otra localidad o incluso online.

Y da igual la fecha, pero siempre es mejor hacer los cuantos antes. Además, las parroquias suelen informar cada año los inicios de los cursos y en una misma ciudad podéis tener unos cuantos a elegir.

Unas sesiones divertidas y útiles

Aunque puedan parecer un esfuerzo y no os apetezca nada, estos cursos prematrimoniales os vendrán bien. Muchas parejas los recuerdan con cariño y además dan claves que serán útiles para vuestra vida en común.

El hecho de estar en contacto con otras parejas, hablar con otros matrimonios que llevan media vida juntos y conocer situaciones que os van a surgir en tantos años juntos, supone un tiempo aprovechado y para nada se hace aburrido.

Podéis preguntar a otros amigos que ya los hayan hecho y seguro que más de uno os cuenta alguna anécdota divertida.

Reflexionar sobre vuestra vida de pareja, las formas de resolver conflictos o etapas de crisis, la mejor manera de establecer una sólida relación desde el principio basada en la confianza y respeto mutuos es importante.

Además, pensad que si habéis elegido casaros por la iglesia es porque tenéis ciertas creencias y por tanto, estaréis de acuerdo en lo que allí se hable. O no. Pero al menos, no os sorprenderá.

Si conoces a alguien que los haya hecho ya, cuéntanos su experiencia para que podamos compartirlo con otras parejas.

Quizás te interese también: